Como Psicóloga especialista en el área organizacional, me es bastante común escuchar a las personas comentar acerca de sus hojas de vida, algunos manifiestan tanta preocupación, ya que realizan aplicaciones en múltiples empresas, sin embargo, no reciben la tan esperada llamada o correo que les invita a una entrevista, por lo que se experimentan frustración y surgen los pensamientos negativos, hasta el punto de creer que no son buenos profesionales, lo que dista de la realidad.

Al leer las hojas de vida de clientes o conocidos que  buscan asesorías, me encuentro con errores comunes, pudiéramos pensar que  tienen poca o nula importancia, pero la realidad es que ante la vista de un entrevistador experto, puede significar que se descarte o no a un candidato.

Se puede pensar que los profesionales con mucha trayectoria no enfrentan estos inconvenientes, pero, esto es más común de lo que se puede imaginar, al trabajar en reclutar personal para grandes empresas me he percatado que tanto profesionales con trayectoria, profesionales con poca experiencia y jóvenes en búsqueda de su primera oportunidad laboral, pueden caer en la trampa de una hoja de vida poco atractiva, lo que es por eso, que si en este momento te encuentras en búsqueda de empleo o simplemente quieres mejorar tu hoja de vida y poder ser encontrado por las empresas, presta mucha atención a todo lo que te estaré mencionando en este artículo, porque puede ser que estés cometiendo algún error y no te hayas dado cuenta.

“Solo se cuentan con 6 segundos para dar una buena impresión a primera vista. No desaproveches la oportunidad. Es importante que tanto el formato, como el contenido, genere al reclutador o entrevistador curiosidad por conocer de ti y tu potencial.”

No creas que es suficiente con crear una hoja de vida de valor, esta debe ir ligada a una buena imagen, y que la información que capte el entrevistador sea congruente entre la información que brindes, cómo te comportes y por supuesto, como te veas, por lo cual te comparto el link de nuestro blog titulado “Cómo vestir para una entrevista de trabajo”, estos consejos tan valiosos los puedes poner en práctica tanto en entrevistas presenciales, como vía online.

Debes tomar en consideración también que la hoja de vida es el primer paso, para que obtengas el empleo debes saber venderte, por lo cual es importante que tengas presente el prepararte previamente, que te brindes el tiempo de aclarar tus ideas y objetivos profesionales, porque esto se traducirá en seguridad a la hora de responder las preguntas que te haga el empleador y de antemano organizarás las ideas de qué y cómo explicar aspectos relacionados con tu interés en el  puesto ofertado, estudios, capacitaciones y planes a futuro. 

Mira nuestro artículo  “Los Desafíos De La Entrevista Laboral”.

 

Errores Comunes En Las Hojas de Vida

Error #1: Hojas de vida Extensas

Antes se estimaba que entre más páginas conformaran la hoja de vida, más experiencia y conocimientos tenía el candidato. Puede ser que seas un profesional con una larga trayectoria, pero no es necesario que  coloques toda tu vida profesional, las tendencias indican que se deben colocar tus tres últimos empleos o los que vayan acorde a la vacante a la cual te encuentras aplicando. 

Evita que tu hoja de vida sea más de dos páginas, porque es posible que el entrevistador no le preste atención a puntos importantes de tu perfil y seas descartado.

Error #2: Información Innecesaria

Cada espacio en tu hoja de vida cuenta, lo que he visto mayormente es que en algunos títulos las letras son muy grandes o utilizan iconos o diseños que no son relevantes, lo que hace que disminuya el espacio para colocar información acerca de tus conocimientos o experiencias. También es común que los candidatos coloquen que hablan el idioma español, si eres de algún país latino, esto se encuentra tácito. 

Evita colocar información que no sea relevante  al puesto que te encuentras aplicando sí como datos que consideres inútiles para su propósito.

Error #3: Faltas Ortográficas

Aunque no lo creas, es más común de lo que puedas pensar que los empleadores encuentren faltas ortográficas en las hojas de vida y esta es parte fundamental, ningún empleador quiere tener en su equipo profesionales que su redacción no sea adecuada, ya que esto forma parte de su imagen o de su empresa, solo imagina el hecho de que se envíe un correo a un cliente donde hayan faltas ortográficas.  Es por esto que antes de enviar tu hoja de vida a las empresas, fíjate que la redacción sea la adecuada, que tu ortografía sea de excelente calidad, y que el mensaje que quieras transmitir sea fácil de leer.

Evita plasmar palabras o frases con las que no te identifiques, sé una persona precavida y si no estás seguro de tu redacción, pide ayuda de algún familiar, amigo o un profesional idóneo en este campo de la Gestión del Talento Humano.

Error #4: Falta de Información

Muchas veces los candidatos omiten colocar datos tan importantes como el correo electrónico, que en esta era digital, es muy utilizado por los empleadores para invitar a entrevistas, muchas empresas han invertido en plataformas que se encargan de enviar invitaciones masivas y personalizadas para ahorrar tiempo. Un tema importante relacionado con el correo electrónico es que puedas crear uno que sea sencillo y al mismo tiempo profesional.

Revisa también que estés colocando en tu hoja de vida tu número celular y el de alguien de confianza, que en caso de que no puedas contestar, te pueda anotar el mensaje.

Por último, pero no menos importante en el error #4, coloca siempre las fechas de inicio y culminación de tus experiencias laborales, formación académica y educación continua

Evita colocar correos electrónicos difíciles de recordar o que contengan palabras inadecuadas y poco profesionales, números equivocados, además de  omitir las fechas importantes.

Error #5: Mentir!!

Por favor no mientas, ten presente que tu hoja de vida puede tener una gran estructura y contar con todas las características del candidato “perfecto y soñado”, pero si al entrevistarte, se descubre el engaño y la manipulación de la información, perderás automáticamente cualquier oportunidad. No mientas acerca de tus puestos de trabajo, tu experiencia, las fechas en las que trabajaste o lo que estudiaste.

Evita colocar información falsa, recuerda que muchas veces los empleadores verifican la experiencia directamente en las empresas donde has laborado y no necesariamente se comunican con las personas que colocaste como referencia, cada empresa debe velar por contratar personas íntegras que reflejen los valores e imagen de la organización. 

Conclusiones Finales

Estoy segura que si le prestas la debida atención a todos estos errores que te he mencionado y por supuesto, los evitas. ¿ tu hoja de vida será más atractiva y que esa oportunidad laboral que te encuentras buscando, llegará muy pronto, mantén el  optimismo,  hay muchas empresas que se encuentra buscando personas con tu potencial y con todo lo que les puedes aportar.

Gabriela Sánchez Co-Fundadora de Positivamente

 

Un abrazo,
Gaby